Todo La Información Sobre La Candidiasis

Problemas Digestivos y Candidiasis Intestinal

aspecto candidiasis intestinalLa Candidiasis Intestinal: Un Problema En Hombres y Mujeres

La candidiasis intestinal es solo una de las muchas variables de infección que produce el hongo Candida albicans en los seres humanos. Este fungi se caracteriza por estar presente de manera natural y de por vida en nuestro cuerpo, pero resulta inofensivo gracias a la acción de otros agentes no patológicos que en condiciones normales lo mantienen controlado. Sin embargo, cuando la Candida albicans sale de este ambiente controlado y entra en contracto con otras regiones y órganos vitales; empiezan los problemas. Lo más común es que la infección se desarrolle en zonas húmedas y tibias del cuerpo humano, tales como la axila, boca, en una uña, y por supuesto, el intestino; en cuyo caso se conoce como candidiasis intestinal.

La candidiasis intestinal tiene una particularidad que la hace diferente a todas las otras infecciones que origina la Candida albicans en el cuerpo de hombres y mujeres, y es que por estar localizada en el intestino puede llegar a entrar en contacto con otro tipo de bacterias; produciendo una peligrosa combinación de agentes patógenos

en nuestro organismo. Veamos algunas de los cuidados que debemos tener al momento de lidiar con la candidiasis intestinal:

  • Consumo de antibióticos: cuando un paciente necesita por algún motivo usar antibióticos para curar otra enfermedad, al final estos siempre llegan de una u otra  manera al tracto digestivo; dando lugar a la muerte de cientos de bacterias tanto beneficiosas como perjudiciales. Esta descompensación de la flora intestinal hace que la candidiasis intestinal tenga amplias probabilidades de aparecer.
  • Alimentación: los antibióticos tienen más de una manera de aparecer en nuestro tracto digestivo, no solo al consumirlos directamente nosotros mismos. Otra manera son los alimentos, particularmente la carne. Cuando se trata de criar y engordar animales se usan medicamentos para prolongar su vida. Muchas veces los antibióticos no son eliminados completamente por el animal, y se acumulan en su carne, la cual llega a nuestros platos con esta carga extra. ¿El resultado? Descompensación de la flora intestinal y el camino allanado para que se presente una candidiasis intestinal.
  • Metales y sustancias nocivas que propician la candidiasis intestinal: la flora intestinal también se ve alterada por la presencia de metales pesados en nuestro organismo, tales como aluminio, plomo, arsénico, entre otros. Estos metales llegan de la mano de partículas suspendidas en el aire, el riego de cultivos con agua contaminada, y recientemente detectado en cada amalgama de mercurio usada en por los odontólogos en sus procedimientos. Todos estos elementos juegan en contra de la flora intestinal y propician el surgimiento de la candidiasis intestinal.

Ahora bien, ¿Qué podemos hacer para que la flora intestinal se mantenga estable, y así evitar la aparición de la candidiasis intestinal

? Bueno, la mejor solución es evaluar el tipo de dieta alimenticia que tenemos y el medio ambiente donde normalmente nos encontramos. Naturalmente, es mucho más fácil decirlo que hacerlo, debido a las limitantes de cada persona. Sin embargo, vale la pena cualquier esfuerzo con tal de prevenir una candidiasis intestinal.

Artículos Relacionados:
  1. Candidiasis Intestinal
,